Lo positivo que es dejar el alcohol

A muchos nos resulta difícil dejar el alcohol y más cuando tenemos salidas frecuentes con nuestras amigas y la tentación ¡está allí latente! No obstante, después de esas largas noches de cócteles y tragos amanecemos desechas, con un dolor de cabeza insoportable y repetimos hasta el cansancio “no vuelvo a tomar”.

Sin embargo, tomando en cuenta que realmente queremos poner en práctica la frase: “no tomar más” te damos algunos consejos para comenzar a tener una etapa de sobriedad.

Beneficios de dejar el alcohol

Nos volvemos lúcidos: en todos los aspectos; olfato, gusto, tacto, vista y además nuestras emociones perciben las situaciones con mayor sensibilidad.

-Conocemos cosas de nosotros mismos: ya que nos damos cuenta que lo que creíamos diversión máxima se limita a sólo unas horas de distracción que además nos deja un poco estropeadas. Notamos que existen mil cosas aún por hacer que no necesariamente incluyen bebidas alcohólicas y podemos pasarla igual de bien.

-La vida se nos vuelve más ordenadas: pues a veces creemos que ante los problemas, la mejor salida es tomar, sin embargo, al estar sobrias tenemos mayor capacidad para resolver ciertas situaciones o acontecimientos.

-Valoración personal: está bien dicho que debemos querernos para después querer a los demás y también está bien; algunas veces, en dejar de lado las opiniones externas sobre nuestra vida, pero el alcohol o estar todo el tiempo ebrias o de fiesta no siempre da una buena impresión de como somos realmente. Por tal razón, es verdaderamente importante limitar su consumo y evitarlo por completo.

La sobriedad no es sinónimo de aburrimiento, existen infinitas actividades que podemos realizar solas o acompañadas y sentirnos felices, plenas y sanas. Una vida libre de adicciones nos hace más saludables y más atractivas. ¡INTÉNTALO! Te aseguramos que no vas a arrepentirte.